Viernes 24 de Septiembre de 2021

Hoy es Viernes 24 de Septiembre de 2021 y son las 09:11 Aquí puede escribir lo que quiera, o bien puede mostrar los últimos títulos de las notas publicadas. Este es el titulo de la nota / Esta es otra nota / Aquí puede escribir lo que quiera / Mas Títulos / Urgente / Aquí puede escribir lo que quiera / Nuestro Portal Web Auto Gestionable, le permite subir información de manera muy simple, instantáneamente y desde cualquier computadora. Con nuestro Portal Web AutoAdministrable podrá cargar todas las Noticias, articulos y novedades que quiera, con fotos, audios y videos ilimitados. Tambien podrá poner publicidades en todo el sitio, podrá realizar encuestas, armar la programación, interactuar en redes sociales, los oyentes van a participar del sitio comentando noticias, compartiendo fotos. Todo administrado desde un panel de control, muy sencillo de utilizar. La principal ventaja: podrá cargar absolutamente todos los contenidos del sitio desde su computadora de una forma rapida, sencilla y sin llamar a nadie.

14°

Despejado

PROVINCIAL

1 de septiembre de 2021

Acuíferos: el centro chaqueño los tiene “de calidad aceptable” pero de poca capacidad

La crisis hídrica y la extensa sequía dirige la atención hacia la posibilidad de obtener agua subterránea que permita mitigar los daños de los períodos secos, pero sería de poca ayuda lo que exista bajo la superficie ya que “la provincia del Chaco tiene acuíferos de poca capacidad de almacenamiento de agua y de escasa utilidad”.

“La llanura chaqueña es la acumulación de sedimentos durante miles de años y la formación de nuestro suelo no favorece la generación de acuíferos, a lo que se añade que el territorio tiene tres zonas bien diferenciadas en la conformación de las precipitaciones”, explicó el ingeniero Hugo Rohrmann. Las tres áreas a las que hace mención el profesional, son la del litoral contra los ríos Paraná y Paraguay, donde las lluvias en el promedio anual alcanzan los 1.300 milímetros; la del centro de la provincia, “poniendo el eje entre Sáenz Peña y Villa Ángela”, donde el promedio es 1.000 milímetros y hacia el oeste, son 700 milímetros al año.

La diferenciación de precipitaciones anuales, “contra una evapotranspiración que en la media anual es de mil milímetros, identifica tres zona: la del este con exceso de precipitaciones, la del centro con equilibrio y hacia el oeste con valores negativos”. “En esa área de valores negativos no queda exceso de agua que permitan alimentar acuíferos subterráneos, siendo la única zona con excedente la del este, pero con la contra de tener suelos muy pesados que tampoco favorecen la conformación de reservas de buenos volúmenes bajo la superficie”, resumió quien fuera el presidente de la Administración Provincial del Agua.

DOMO AGRÍCOLA CENTRAL

“La única zona que, en general, tiene acuíferos con calidad aceptable es la central que es la región dónde se desarrolló la agricultura en la provincia, porque en los años en los que los registros pluviométricos son excesivos se produce una alimentación de los acuíferos”, explicó Rohrmann.

En la misma región del centro chaqueño, en los períodos secos, “el agua freática, la primer capa, es la utilizable y se la puede encontrar entre los cinco y quince metros”. En la heterogeneidad del terreno, también puede ocurrir que en pocos kilómetros un acuífero somero, de poca cantidad de caudal, “podría no existir”.

AGRICULTURA CON RIEGO, UNA UTOPÍA

El domo central agrícola es el que tienen “calidad aceptable de agua subterránea”, pero es necesario entender la magnitud de esos acuíferos. “Para abastecer de agua a un millón de chaqueños necesitamos cinco metros cúbicos por segundo y para suplir con riego lo que las precipitaciones no están entregando a la agricultura, serían necesarios entre doscientos y trescientos metros cúbicos por segundo”, refirió el ingeniero Hugo Rohrmann.

La ecuación no cierra entre la evapotranspiración y el agua aportada por las lluvias para recargar los acuíferos, para analizar la posibilidad de mitigar los efectos de la sequía con aporte de riego a los cultivos extensivos.  Los cultivos hortícolas sí podrían aprovecharse en el centro chaqueño de la disponibilidad de las fuentes subterráneas. “En los alrededores de las ciudades y los pueblos se puede plantear el riego, combinado con represas que recolecten el agua de las precipitaciones”, mencionó.

“En la agricultura extensiva es imposible pensar en utilizar agua subterránea cuando a lo largo de la historia llueve lo mismo que evapotranspira, en consecuencia hay que ser realista y sobre esa base planificar las acciones”, acotó.

TRABAJO SACRIFICADO

En este contexto, el profesional y docente chaqueño dejó en claro que “hacer agricultura en el Chaco no es algo sencillo, por la alta variabilidad de las precipitaciones”. “En la provincia ocurren años, como pasó en el 2019, donde las lluvias entregan el doble del promedio anual en cuatro o cinco meses, y en otro período la seca castiga. En el período 2003-2013, en esos diez años de escasas precipitaciones, en Sáenz Peña faltaron dos años de lluvias”, refirió.

“Todo ese panorama, deja claro que no es fácil trabajar el campo en la provincia del Chaco”, finalizó.

ACUÍFERO GUARANÍ

SÁENZ PEÑA (Agencia) - En la búsqueda de agua, también existe la posibilidad de direccionar hacia acuíferos más profundos y es entonces cuando surge explorar la utilidad del acuífero Guaraní en esta parte del país. “En la provincia del Chaco no está demostrado que exista, y si existe está a más de mil metros de profundidad, con toda seguridad salino”,  dijo Rohrmann.

El Chaco está inserto en lo que sería el área del tan nombrado acuífero, “que corresponde a la cuenca del río Paraná, pero al estar tan profundo no hay posibilidad de que las lluvias lo recarguen, por lo tanto tampoco no sería aprovechable”. En Misiones o en el sur de Brasil, ell acuífero Guaraní está presente en una extensa área, estando muy cerca de la superficie  y con agua dulce, porque se ubica en la zona de recarga con lluvias de entre mil quinientos y dos mil quinientos milímetros anuales, que permiten que gran cantidad de agua se infiltre y alimente al tan invocado acuífero Guaraní.

UN OASIS EN TACO POZO

SÁENZ PEÑA (Agencia) - El único lugar en el Chaco dónde el agua subterránea es abundante es en Taco Pozo. La localidad ubicada en el extremo oeste de la provincia, soporta las agrestes condiciones del clima, con elevadas temperaturas en verano y escasez de lluvias, pero tienen la ventaja de contar con un buen caudal del vital líquido bajo la superficie.

“En esa zona y en un radio de 150 kilómetros, entre los cien y ciento veinte metros de profundidad existe un acuífero que es generado por el río Salado (Pasaje o Juramento) que pasa a 80 kilómetros de Taco Pozo”, detalló el ingeniero Hugo Rohrmann.  El curso de agua, al bajar de la zona de montañas y entrar a la llanura, derrama agua en gran cantidad “y a lo largo de la historia ha conformado un acuífero de buen volumen que permite su aprovechamiento”. El inconveniente es que, dependiendo de la zona de extracción, puede tener arsénico.

En esa zona de la provincia, con disponibilidad subterránea del codiciado líquido, el clima no ayuda para el desarrollo de la actividad agrícola “porque las precipitaciones son escasas y es muy marcada la amplitud térmica”.

El acuífero permite que Taco Pozo y áreas cercanas se abastezcan de agua, mientras que “en el resto de la provincia será la zona agrícola central, que tiene precipitaciones promedio de mil milímetros, la que disponga de abastecimiento subterráneo pero limitado, solamente para uso de unos pocos hogares, no para provisión de ciudades”.

 

 

🌐 Seguinos en Facebook FM Gualamba 93.7
📻 Escuchanos en FM Gualamba 93.7
📱 Escuchanos las 24hs desde la aplicación FM Gualamba 93.7
      𝑼𝒏𝒂 𝒓𝒂𝒅𝒊𝒐 𝒄𝒐𝒏 𝒔𝒆𝒏𝒕𝒊𝒎𝒊𝒆𝒏𝒕𝒐

 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!